INICIO AYUNTAMIENTO BOLETIN HISTORIA DIEGO DE TEJADA J. JOSE DE TEJADA BIOGRAFIAS CHILE PATRIMONIO FOTOGRAFIAS 
FECHA DE LA ÚLTIMA MODIFICACIÓN:Septiembre de 2014. Inclusión de las fotografías de San Roque 2014, y algunas rutas de senderismo más.
La piscina

La gestación de la piscina municipal data del 20 de noviembre de 1964. Aquél día, mediante aprobación en pleno, se acuer
da, "...iniciar los trámites pertinentes para construir una piscina con solarium en los terrenos que ocupaba el antiguo huerto del maestro" .  El 30 de marzo de 1965, el arqueteco Félix del Valle redacta el proyecto necesario, dando comienzo su construcción en septiembre de ese año. Se finalizan al principio de 1967. Pero, aún inconclusas las obras, en agosto del año 1966, se saca su explotación a pública subasta, dando comienzo asi a lo que a  lo largo de los años es el centro de reunión y de ocio estival de los residentes y visitantes de Galilea.

El frontón
 En el año 1986 se derruye el viejo trujal cooperativo para contruir, sobre su solar un nuevo frontón cuyo proyecto databa del mes de mayo de 1982, pero que por diferentes avatares del momento, no es hasta el mes de marzo de 1986 cuando, con un proyecto del arquitecto  Victoriano Andrés, comienzan las obras. Un año después,  se modifica el proyecto para incrementar tanto el grosor de sus paredes como la superficie del recinto deportivo lo que, a todas luces es una acertada medida. Más de dos décadas después, en agosto de 2007, se instala la techumbre de madera dándole el aspecto  actual con que lo conocemos.

C.E.A.S
El día 13 de octubre de 2004 se derriba uno de los centros más reprensativos de Galiea: el colegio público "Fernández Larraín-Martín Gamero", levantado en el ecuador del pasado siglo. Sobre su solar, se comienza a construir otro de los actuales edificios emblematicos de Galilea: el CEAS. Verdadero centro de uso  multidisciplinar, en él tienen cabida el propio colegio de educación primaria, el consultorio médico, la guardería municipal, y en la parte superior, un salón de usos múltimples, así como la ciberteca y una cocina para los amantes de la restauración. El día 18 de mayo de 2006, es inaugurado oficialmente este centro referente de la cultura, la docencia, la sanidad y el divertimento de Galilea.
Galilea

"Respecto al origen del nombre de Galilea, cuenta la tradición que los principales de allí fueron a Tierra Santa y que al volver, en recuerdo de su peregrinación, lo pusieron a la villa que estaban formando junto a sus fincas agrícolas en el Valle de Ocón.  Es de recordar que en el siglo XIII toda La Rioja pertenecía al Reino de Navarra. Un hijo de Sancho el Fuerte, Teobaldo I, fue a las Cruzadas rodeado de nobles navarros y es probablemente que los del Valle de Ocón fueron en su compañía; esto situaría la fundación de Galilea en la primera mitad del siglo XIII." Esto es lo que refiere el insigne chileno Eduardo Fernández Balmaceda en  su libro "Anhelo y visión de España" sobre el origen del nombre de Galilea. Sin embargo parece más acertada la referencia que hace Madoz en su diccionario decimonónico, cuando refiriéndose a Galilea dice que, "...al igual que el resto de las localidades que componen el actual Valle de Ocón, fue fundada por moradores de la metrópoli que salieron a establecerse en casas de campo, barrios y cortijos, por las tierras de su jurisdicción." Pero, ¿porqué estos moradores le dieron el nombre de Galilea?.  Es muy posible que existiera, en el exterior de un anterior edificio religioso de la época,  una pieza cubierta, sin retablo ni altar, que además servía de cementerio, y que arquitectónicamente se le da el nombre de "galilea".  De esta galilea, pórtico o atrio, que incorpora el escudo heráldico de la localidad, tomó el nombre este pueblo de la Rioja Baja, ubicado en el histórico valle formado  entre Sierra La Hez y el Rio Ebro.


       Patrimonio cultural

El concepto de  patrimonio cultural es subjetivo y dinámico, no depende de los objetos o bienes sino de los valores que la sociedad en general les atribuyamos en cada momento de la historia y que determinan qué bienes son los que hay que proteger y conservar para la posteridad. Si se atiene a esta definición no son muchos los bienes de naturaleza arquitéctonica con los que cuenta Galilea.  Al igual que en la gran mayoría de los municipios riojanos, su patrimonio cultural se circunscribe, casi exclusivamente, al patrimonio religioso, siendo la iglesia y la ermita, además de algún que otro edificio de titularidad privada, las construcciones que se destacan sobre las demás. Existen, sin embargo, otros patrimonios intangibles (danzas, himno,  tradiciones, paisajes,...) que, como al comienzo se dice,  hay que proteger y cuidar para trasladarlos a generaciones venideras.


Fiestas

El pueblo de Galilea hasta el año 1865 estaba bajo la tutela y dependencia de lo que a lo largo de los tiempos se denominó La Tierra de Ocón. Por tanto, todas las tradiciones que pudieran atribuírsele  tienen su raíz y su fundamento en las tradiciones y costumbres imperantes en el Valle de Ocón. Sin embargo de un tiempo a esta parte, Galilea ha singularizado sus fiestas dotándoles de una particular impronta en la calidad y la variedad de eventos programados, que difieren sustancialmente de lo que es norma habitual en otras localidades.

Rutas de senderismo

 

A causa de su posición geográfica entre el Cantábrico y el Mediterráneo, el clima de Galilea es un clima de tipo mediterráneo típico  del interior de la Península, con veranos secos y calurosos, e inviernos fríos. Por tanto el paisaje propio de su jurisdicción y el del su entorno, no destaca por su verdor y vegetación. Sin embargo esta carencia no impide que existan rutas de senderismo, al uso o no, atractivas y livianas, para disfrutar del tiempo libre en la naturaleza, sobre todo en dos estaciones particularmente coloridas: el otoño y la primavera. Estas rutas que aqui se aconsejan son de una dificultad media cuya duración es de cuatro a cinco horas.


       Galilea, ...un pueblo para vivir.

Y así es Galilea. Un pueblo a caballo entre la tradición y la modernidad que ha sabido emerger del ostracismo en que, en fechas no muy lejanas se vieron envueltos la mayoría de los núcleos rurales.  Un pueblo que ha apostado decididamente por el futuro sin apartarse de los modos y costumbres típicos que han imperado a lo largo de su historia. Un pueblo abierto a cuantos deseen visitarlo o establecerse en él. En definitiva: un pueblo para vivir.”

 

Diego de Tejada y Laguardia
El 6 de marzo de 1609 nació en Galilea posiblemente uno de los mas importantes personajes que ha dado nuestra localidad.  En su corta vida (apenas llegó a vivir 55 años) llegó a ostentar los títulos de Obispo de Pamplona y Virrey de Navarra. Fue el celebrante de los esponsales de la infanta Mª Teresa de Austria con el rey francés Luis XIV, en la Isla de los Faisanes. Con posterioridad Felipe IV lo ascendió al Arzobispado de Burgos, falleciendo pocos meses después de su nombramiento.

Historia 

La historia de Galilea, hasta el 19 de mayo de 1865 hay que contemplarla unida a lo que, a lo largo de los tiempos, se denominó Tierra de Ocón.  Esta denominación correspondía a una parte del territorio riojano sometido a una misma organización y regulado por unas ordenanzas especiales.  Gobantes, en su diccionario, engloba en la Tierra de Ocón diez aldeas: Aldealobos, Los Molinos, Oteruelo, Pipaona, Las Ruedas, San Julián, Santa Lucía, Corera, El Redal y Galilea además de la propia Villa de Ocón capital de este territorio.  Entre 1842 y 1865, tres de estos pueblos, -Corera, El Redal y Galilea, por este orden- se independizan de la metrópoli, dando lugar así a municipios independientes. Así comienza el preámbilo de esta interesante intrahistoria de Galilea, que dividida en 33 capítulos, hace un repaso de los hitos más importantes de la localidad desde la dominación romana hasta el año 1995.


Galilea y Chile

La relación de Galilea con Chile tiene un nombre propio: Bucalemu. Esta gran hacienda, que paso por diferentes avatares desde que en 1631 fue cedida a la Compañía de Jesús por el conquistador español Sebastián García Carreto, es adquirida en el año 1778 por las ramas chilena y española de la familia Fernández (Balmaceda) gracias a la gran fortuna que heredaron del primer emigrante galileano a tierras chilenas, el oidor y presidente interino de Chile, Juan de Balmaseda y Cenzano Beltrán. En el año 1840 nace en esta hacienda el presidente Balmaceda. En el año 1865 pasa a manos del rico agricultor Claudio Vicuña, que lo convierte en  el parque Bucalemu con reminiscencias paisajísticas europeas.  La mala suerte hizo que  en el año 2012 fuese pasto de las llamas reduciendo a cenizas el 95% de su superficie.

AYUNTAMIENTO DE GALILEA   

 © Santiago Alonso  del contenido y la maquetación.    Fecha: 1 de septiembre de 2004

No está permitida la reproducción total o parcial de esta  web sin el permiso previo y por escrito del  autor.

Última actualización:   31 de A G O S T O de 2013